El 'efecto Va Va Voom' y la viralidad entre hombres y mujeres

0
Compartir

El 'efecto Va Va Voom' y la viralidad entre hombres y mujeres

La última campaña que Renault ha ideado para mostrar las bondades del nuevo Clio nos invita a reflexionar sobre varias cuestiones interesantes. Una de ellas, por ejemplo es la manera en la que hombres y mujeres utilizan las redes sociales para difundir contenido entre sus contactos y cuáles son las diferencias sustanciales entre unos y otros. La campaña, realizada en Gran Bretaña, proponía a los usuarios conocer en primera persona uno de los coches de la firma del rombo y hacer una prueba de conducción. Una vez en el vehículo y tras accionar en la consola el ‘botón Va Va Voom’, la magia comenzaba. La calle se transformaba en un improvisado París con pareja de enamorados, orquesta y florista incluidos. Los dos anuncios –uno protagonizado por una conductora, el otro por un conductor- siguen el mismo patrón hasta llegar a un final donde un grupo de musculosos hombres (para ella) y sugerentes señoritas (para él) ponen la guinda a la acción promocional.

La campaña ha sido un éxito viral desde su lanzamiento el pasado 28 de marzo, pero basta con revisar el número de reproducciones en el canal de Youtube de la marca francesa para comprobar cómo el vídeo protagonizado por el conductor (y, lógicamente, el atractivo grupo femenino) multiplica por cuatro los visionados del otro anuncio. Sin suponer demasiado, no nos cuesta mucho imaginar cómo han sido principalmente los hombres los responsables de que este anuncio haya alcanzado una difusión tan espectacular en apenas una semana. Siete días después de que apareciera por primera vez en Youtube, la pieza superaba los 2.745.000 reproducciones. El anuncio hermano con la conductora como protagonista, en el mismo período, no llegaba a las 650.000 visitas.

El dato no deja de ser anecdótico, pero nos hace pensar sobre esta diferencia tan abrumadora y sobre los contenidos que unos y otras comparten a través de las redes sociales. Si aceptamos, como nos muestran periódicos estudios sobre su uso, que entre hombres y mujeres no existen grandes abismos en cuanto a la presencia y la utilización de las redes (unas dominan en Twitter, otros en Facebook), entonces la explicación a este hecho hay que buscarlo en otro elemento. ¿Es más proclive el género masculino a difundir esta clase de contenidos a sus contactos? ¿O es el artículo que finalmente se vende -esto es, un vehículo- la verdadera causa de este desequilibrio?

Lo que parece cierto, eso sí, es que mujeres y hombres se comportan de manera diferente en las redes sociales. El último (o penúltimo) ejemplo lo tenemos con una nueva red social, Manteresting, con mucho sentido del humor detrás, que se anuncia como la alternativa para hombres de la “demasiado femenina” Pinterest. En ella, clavos y puños sustituyen a los más discretos ‘pines’ a la hora de mostrar los gustos de los usuarios.

Aquí están, por cierto, los dos anuncios de Renault de los que os hablamos para que veáis la original campaña de la firma automovilística.

Related Posts

Publicar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *