El cortometraje A través del Espejo ya tiene su banda sonora, en la que han colaborado la Orquesta Sinfónica de Castilla y León y el Coro de la Universidad de Valladolid

0
Compartir

El cortometraje A través del Espejo ya tiene su banda sonora, en la que han colaborado la Orquesta Sinfónica de Castilla y León y el Coro de la Universidad de Valladolid

 

Iván Mena Tinoco, director de A través del espejo, acabó confesado que en algunos momentos se emocionaba. “Es que no es solo ver a una orquesta que toca una banda sonora. Va mucho más allá, porque estás viendo sobre el escenario del auditorio el trabajo de muchísima gente, de muchos meses”, explicaba durante la grabación de la BSO de un cortometraje con presupuesto de eso, de ‘corto’, y medios de súper producción.

La música es un excelente ejemplo. La ha creado ex profeso Zacarías M. de la Riva para esta historia fantástica, inspirada en los cuentos de Lewis Carroll, que juega a convertirnos en adultos con mirada de niños, a inspirar optimismo (con un final feliz) en un mundo en crisis, a ahondar en valores tan incuestionables como el amor filial.

En total, 80 músicos de la Orquesta Sinfónica de Castilla y León y 50 miembros del Coro de la Universidad de Valladolid, han conformado el ‘grupo de música’ de esta banda sonora. El espacio de grabación, un lujo: el Auditorio Miguel Delibes, de Valladolid, con su impresionante acústica y un equipo de ingenieros de sonido dirigido por José Vinader, que han desplegado medio centenar de micrófonos, estratégicamente colocados, capaces de captar el vuelo de una mosca.

En este caso, lo que han recogido son las notas de la música creada por De la Riva, que también hizo gala de esa expresión de “sueño cumplido” de la que hablaba el director del corto. “Contar con una orquesta para este trabajo, y más aún con la de Castilla y León, es un lujo”, explicaba. Y continuaba: “Cuando Iván me dijo que por las gestiones que se estaban haciendo había posibilidades de grabar la música con la Oscyl no me lo podría creer. No es solo grabar con orquesta, sino con esta orquesta. Es que son buenísimos”.

Músicos y coro, por su parte, resaltaban lo novedoso de grabar una banda sonora respecto a su labor habitual. Los movimientos son mucho más cortos, incluso de unos pocos segundos, en relación con los 4 ó 5 minutos a los que están acostumbrados. El coro llegó a grabar una sola nota. El uso de auriculares durante la interpretación y la necesidad de ajustarse al tempo al milímetro eran otras dos novedades.

Al final, satisfacción en todos los frentes. Ya queda menos, apenas ocho meses, para que un tráiler ofrezca las primeras imágenes de este trabajo.

Related Posts

Publicar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *